Salud & Belleza

Envejecimiento acelerado en Costa Rica: Un reto que exige soluciones urgentes

Costa Rica se enfrenta a un fenómeno demográfico sin precedentes: el envejecimiento acelerado de su población.

Este fenómeno, impulsado por la baja tasa de natalidad y el aumento de la esperanza de vida, presenta importantes desafíos para el país, especialmente en lo que respecta a la atención médica, el bienestar social y la infraestructura.

Las causas del envejecimiento acelerado:

El Observatorio del Envejecimiento del Centro de Investigación Observatorio del Desarrollo (CIOdD) de la Universidad de Costa Rica, en su primer informe, señala la caída sostenida de la Tasa Global de Fecundidad como uno de los principales factores que inciden en el envejecimiento acelerado. Costa Rica, con un promedio actual de 1,3 hijos por mujer, ostenta la tasa más baja de América Latina.

A esto se suma la baja tasa de mortalidad y la alta esperanza de vida del país, lo que contribuye al rápido aumento de la población adulta mayor.

Un sistema de salud colapsado:

Si bien la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS) ha logrado mejorar la esperanza de vida de la población, la realidad de las personas adultas mayores dista mucho de ser ideal. Los servicios médicos se encuentran saturados, con poca accesibilidad y altos índices de abandono.

Combata el envejecimiento prematuro con Glutatión Nanonizado: CLIC AQUÍ

El tercer informe del Observatorio del Envejecimiento revela que el 21% del servicio de consultas externas y el 22% de los egresos hospitalarios corresponden a personas de 65 años y más.

Falta de recursos e infraestructura inadecuada:

La CCSS no está preparada para enfrentar el envejecimiento acelerado. Los centros de salud cada vez se ven más saturados y con menos capacidades para atender a la creciente población adulta mayor. A esto se suma el estancamiento de los recursos económicos destinados a este sector, lo que limita el acceso a servicios médicos de calidad.

Las ciudades costarricenses tampoco están amigables con las personas adultas mayores. La infraestructura urbana, las obras públicas y el sistema de transporte no están adaptados a sus necesidades, lo que dificulta su movilidad y acceso a servicios básicos.

El abandono: Una realidad alarmante:

El abandono de las personas adultas mayores es otro reto preocupante. Según el Observatorio del Envejecimiento, el número de personas abandonadas en centros de salud pasó de 9 en 2014 a 89 en 2022. Esta situación representa un costo significativo para los hospitales y expone a estas personas a riesgos de salud.

Las causas del abandono son diversas: falta de recursos en las familias, agotamiento físico y emocional de los cuidadores e incluso autoabandono por parte de las personas mayores.

Combata el envejecimiento prematuro con Glutatión Nanonizado: CLIC AQUÍ

Es necesario abordar este problema de manera integral, priorizando siempre la voluntad y el bienestar de la persona adulta mayor.

Un llamado a la acción:

El envejecimiento acelerado exige un cambio sociocultural profundo. Se requiere fomentar la sensibilización sobre la importancia de un envejecimiento activo y saludable, a través de campañas de prevención y educación desde edades tempranas.

Las autoridades, las comunidades y la ciudadanía en general deben asumir la responsabilidad compartida de proteger el bienestar de las personas adultas mayores. Es crucial crear políticas públicas adecuadas, fortalecer el sistema de salud y adaptar la infraestructura a las necesidades de esta población.

El envejecimiento acelerado en Costa Rica: Un reto que no podemos ignorar. Unir esfuerzos para construir un futuro donde todas las personas, sin importar su edad, puedan vivir una vida plena y digna.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba